Avisar de contenido inadecuado

El gran dilema: ¿escribo hoy o lo dejo para mañana?

{
}

Admiro profundamente a todos aquellos escritores que publican al menos un libro al año. Eso quiere decir, entre otras muchas cosas, que escriben mucho, lo que sin duda me lleva a creer que son capaces de hacer algo que yo no, o sea, aprovechar cada instante libre para ponerse a escribir, incluso encerrarse y olvidarse del mundo durante días enteros, todo con tal de sacar el proyecto adelante. 

No sé qué hará que la gente se ponga a escribir aislándose del exterior (distracciones, problemas varios, agotamiento en general, etc). A mí me funciona bien el imponerme plazos. Los concursos, por ejemplo, son un buen recurso. ¡No hay nada más estimulante que ponerse a escribir contrarreloj! (aunque el ver como luego otro se lleva el premio, ya no tanto). También me fue bien, justo con una novela que tengo aparcada hasta nuevo aviso, el tener lectores "cero" pendientes de cada capítulo. En aquella época, me dio por escribir capítulo a capítulo, intentando dejarlos de forma "medio decente" para mis primeros lectores. Me ponía un plazo para enviarles la lectura, y la cosa no siempre iba rápida, pero al menos iba.

Ahora es cuando llegamos a la actual novela, una que no voy a mandar a concurso y que no estoy enviando a lectores cero. Actualmente estoy en medio de un atasco, todo por querer dejar ya perfecta una parte importante de la misma, y la verdad es que, entre una cosa (el trabajo) y otras (las distracciones y el desánimo al pensar que tal vez trabaje mucho para no verla nunca publicada), apenas me he puesto con ella unos pocos días en lo que va de año... Y como ya hoy no me queda tiempo para nada más, dejaremos lo de escribir para mañana... O para el otro...O para... En fin, ¿alguien que me de ánimos? 

{
}
{
}

Comentarios El gran dilema: ¿escribo hoy o lo dejo para mañana?

escribir es siempre una motivacion dependiendo de algo que ni se el que por lo menos para mi
¿Animos? 

¿Qué hace uno cuando le quedan páginas (pocas) para acabar una novela (segunda parte de una publicada y por tanto con bastantes posibilidades) y no puede escribir ni una línea por tener a un enano con fiebre en casa?

Vale, ya das por hecho que no llegas a la Feria del Libro. Vale que te habías puesto de plazo el 30 de Dciembre. Vale que tienes un horario fijo de escribir al día que incumples por mocos y termómetros.
Moraleja: escribe o ten niños. 


Consejo con los atascos: Salta si puedes por encima y a lo mejor lo de detrás te arregla el atasco. A mí alguna vez me ha servido. Da más trabajo, claro porque una vez que lo siguiente te salva del atasco hay que volver sobre lo escrito porque lo desatascado cambia lo siguiente... eeeeh... no sé si se me entiende... Lo que quiero decir es que nunca dejo de trabajar (si me dejan) esto acaba siempre con cualquier problema. Recuerdo que alguien dijo refiriéndose al artista en genral que arte era un diez por ciento de inspiración y un noventa por ciento de sudor.


Eduardo Martínez-Aba Eduardo Martínez-Aba 16/02/2012 a las 10:24
Creo que he encontrado la solución al atasco (y no es un bote de desatascadore industrial). Ahora lo que no sé es cuánto tiempo me va a quedar para escribir esta tarde. 

No, yo no tengo niños revoloteando por aquí, pero sí mucho trabajo con La Biblioteca Imaginaria. Cuando no tengo que estar leyendo los dos libritos semanales, es que estoy con las reseñas o con los miles de emails que la gestión de la web me generan... 
Yo en este caso no soy quién para dar consejos. Sólo escribo si lo que voy a escribir es más interesante que lo que estoy leyendo. Si no, lo dejo para mañana. Y así hasta que mi agente me llame y me diga: "La editorial X va a publicar tu novela". Entonces me pondré como un loco a trabajar en el nuevo libro, con la motivación por las nubes.  Eso sí, mientras escribo, me propongo un mínimo diario asequible (500 palabras), y cuando me llega el bloqueo, corrijo. A mí, por lo menos, me ha funcionado. 
Antonio Jareño Antonio Jareño 16/02/2012 a las 19:58
Sí, esa es otra... Aún no sé nada más de "los que me llamaron". Igual es normal, pero también me da por pensar que se pueden haber arrepentido. Volveríamos a la casilla de salida, y "los otros" siguen sin decir nada, ni para lo bueno ni para lo malo. 
Espero que tu agente te diga algo pronto, Antonio. Besos 

Deja tu comentario El gran dilema: ¿escribo hoy o lo dejo para mañana?

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre